Logo NavarraDirecto.com
Bioplasticos De Cana De Azucar Son Una Alternativa A Plasticos De Un Solo Uso

Martes, 6 de febrero 2024

La innovación de envases en agua embotellada está apostando por productos que sean reutilizable, pero para eso necesitan legislaciones del gobierno que apoyen sus programas del impulso a materiales de bioplásticos.

Así lo da a conocer Bart Willems, CEO de Botte Up, una empresa emergente con sede en los Países Bajos que busca reemplazar las botellas de plástico de un solo uso con alternativas bioplásticas reutilizables, en entrevista con Packaging Insigthts.

Los consumidores buscan alternativas sostenibles

El CEO explicó que el número de personas que busca alternativas de agua embotellada de un solo uso ha crecido, por lo cual las empresas deben innovar en los materiales que utilizan.

Por lo tanto, ellos ya crearon una solución con agua de manantial en una botella reutilizable hecha de material de origen vegetal, es decir, bioplástico derivado de la caña de azúcar.

La presentación de agua está en botellas de 500 mililitros, con un diseño único, en diferentes colores, que se caracteriza de otras marcas, un punto que era importante para la marca.

Agua sustentable con propósito

La empresa dijo que el propósito de la marca también es apoyar proyectos sustentables, por lo cual con cada botella vendida, se donan 100 litros de agua potable a proyectos de agua en todo el mundo.

Aunque la marca Bottle Up, sólo está disponible en Reino Unido y Países Bajos, además de minoristas y aeropuertos de toda Europa, están conscientes de los problemas de escasez de agua que enfrentan varias regiones del mundo.

Aprovechar los recursos materiales para hacer bioenvases

El primer material de las botellas de Bottle Up es una resina bioplástica derivada de la caña de azúcar, la cual se obtiene de Brasil, y a diferencia del petróleo que es de origen fósil, la caña de azúcar es una fuente renovable.

Willems señaló que tanto el frasco como el tapón de las botellas está elaborado 100% con este tipo de bioplásticos.

Sin embargo, el empresario también aclaró que el material de caña de azúcar es casi el doble de caro que el plástico estándar a base de petróleo, lo que dificulta competir con otras marcas de agua embotellada que utilizan materiales a base de petróleo, mucho más baratos.

Pero en puntos positivos, muchos consumidores están dispuestos a pagar un poco más por productos que brinden materiales sostenibles y con alimentos o bebidas de calidad.

Legislaciones de gobierno pueden reducir costos

El CEO de Botlle Up advirtió que el mercado de embalaje no cambiará tan rápido como se necesita y la situación urge que sea sostenible.

Por lo cual sugieren que los gobiernos intervengan para crear reglas para los impuestos de un solo uso, y educar a los compradores sobre el impacto que tienen este tipo de envases.

A pesar de los cambios que hay en la Agenda 2030 en la Unión Europea, se necesita que todos los actores de la industria se involucren y tomen en cuenta el impacto que tienen los materiales que no son sostenibles.

Fuente original THE FOOD TECH

© Navarra Directo. Publicado por Carambola Marketing ®