Logo NavarraDirecto.com

La empresa de Zarautz contará con un nuevo edificio de 2.500 m2 dedicado a la maduración de carne de ternera con una capacidad para elaborar 3.000 chuleteros simultáneamente.

Instalaciones de Gesalaga Okelan
Actuales instalaciones de Gesalaga. Foto: Cedida

Gesalaga, empresa cárnica nacida en 1978, creó en 2017 la marca Okelan con el objetivo de diferenciar su línea cárnica del resto de productos, como su gama de platos precocinados. Es precisamente dentro de esta línea cárnica donde la empresa vasca va a realizar una inversión de 7 millones de euros para ampliar sus instalaciones.

En concreto, se llevará a cabo la construcción de un nuevo edificio industrial de tres plantas y 2.500 m2 junto a su planta actual de Zarautz. Estas nuevas instalaciones, cuya construcción está prevista para los meses de agosto y septiembre, tendrán capacidad para elaborar 3.000 chuleteros simultáneamente que se procesarán durante 40-50 días. Incluirá además un centro de degustación, interpretación y formación dirigido a profesionales de la hostelería para que puedan ofrecer el producto de la forma más adecuada.

La buena trayectoria económica de la compañía en los últimos años, han llevado a Gesalaga a realizar una serie de inversiones en sus instalaciones, como los 3,5 millones destinados en 2019.

Gesalaga, innovación en el ámbito de la cocina

A pesar de ser una empresa tradicional y familiar, Gesalaga construyó en 2013 unas nuevas instalaciones con los sistemas más modernos, seguros y eficientes en la producción. Además, tienen un departamento de Investigación, Desarrollo e innovación para impulsar innovaciones en el ámbito de la gastronomía.

La compañía cuenta con una obrador especial de pruebas de I+D+I donde se realiza un proceso de selección de todas las materias primas y productos, para luego llevar a cabo una serie de catas que dan lugar a un producto final de gran calidad. Un equipo experto en cocina e innovación gastronómica es el encargado de entremezclar esas innovaciones con el sabor tradicional y casero de Gesalaga.
Sus productos precocinados van dirigidos principalmente a las grandes distribuciones como Eroski o Uveco, entre otros (un 60%), mientras que el 40% restante de preparados congelados se venden en pequeño comercio y carnicerías.

Otra de las cuestiones destacadas de la compañía vasca fue la adquisición del buey más grande de España, Titán, un animal de raza minhota que dado un peso de 1280 kilos y que proporcionará chuletones de cerca de 20 kilogramos.